Cerca de 10 mil jovenes que estudian en 29 politécnicos del país se favorecerán con una oferta educativa de mayor calidad a partir del próximo curso.

Los documentos que formalizan la implementación del proyecto «Fortalecimiento del proceso de formación profesional de los jóvenes y trabajadores en la Educación Técnica y Profesional (Profet)» fueron firmados en La Habana, lo cual confirma el compromiso de comenzar esa novedosa experiencia en el próximo curso escolar.

En la iniciativa —con la cual se beneficiarán más de 1 900 profesores y unos 8 000 estudiantes, así como unos 1 500 jóvenes que se forman como profesores para la Enseñanza Técnica Profesional (ETP)—, participan los ministerios de Educación (Mined) y Comercio Exterior y la Inversión Extranjera (Mincex), así como el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (Cosude).

Según consta en el documento rubricado, entre 2019 y 2023 Profet realizará acciones en 23 municipios de 15 provincias y la Isla de la Juventud, es decir, en un total de 29 politécnicos, los cuales se favorecerán con una oferta educativa de mayor calidad. Ello ampliará las competencias de los más nuevos para responder a la demanda de sectores priorizados del país, como la construcción, el agropecuario y el turismo.

El proyecto incluye, además, la actualización de la base material de estudio, polígonos para la especialidad de construcción, laboratorios de computación y de idiomas, así como aulas especializadas. También se propiciará el intercambio de experiencias entre especialistas de la ETP de Cuba y Suiza, así como se promoverán modalidades de prácticas que aseguren que los estudiantes adquieran las habilidades que demanda la economía del país.

Giorvis Taquechel, director general de la Educación Media Superior en el Mined, destacó que la ETP constituye un elemento dinamizador de la economía nacional a partir de la responsabilidad que tiene de formar a los futuros trabajadores y técnicos con la calidad que exigen los empleadores.

Por su parte, Pedro Pablo San Jorge, subdirector de la Dirección de Organismos Económicos Internacionales del Mincex, subrayó que es muy significativo este proyecto en momentos en que se recrudece el bloqueo impuesto por Estados Unidos, y destacó que la iniciativa se enmarca en el proceso de actualización del modelo económico del país.

En ese mismo sentido, Peter Tschumi, director residente de Cosude, dijo que el proyecto tiene objetivos sociales, porque más allá de la educación básica y de quienes llegan a la Universidad, están aquellos que necesitan elevar sus niveles y capacidades para tener mayores oportunidades en el mundo laboral.

Y Soledad Bauza, representante residente adjunta del PNUD, afirmó que la palabra clave de Profet es integración, porque se aúnan innovación, tecnología, así como el vínculo del sector educacional con el laboral.

 

PNUD En el mundo

Estás en PNUD Cuba 
Ir a PNUD Global