Ciudades creativas como nuevo paradigma del desarrollo urbano

21 may 2014

Sesiona en La Habana desde el 20 y hasta el próximo 23 de mayo, el XII Encuentro sobre Manejo y Gestión de Centros Históricos, convocado por el Plan Maestro para la Revitalización Integral de La Habana Vieja, adscrito a la Oficina del Historiador de la Ciudad de La Habana.

Este es un reconocido espacio de reflexión y conceptualización para los actores que inciden en el desarrollo de los Centros Históricos en varios países del mundo,  bajo enfoques de equidad y responsabilidad social. En esta oportunidad el evento reúne a 250 expertas y expertos de 12 países, mayormente de América Latina. Durante los próximos tres días se impartirán conferencias magistrales, se realizarán talleres temáticos, así como la discusión en plenario de los principales temas abordados como cierre del encuentro.

El PNUD, junto a la UNESCO y la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (COSUDE), acompañan habitualmente este espacio de pensamiento con claras muestras integradoras para la región.

El concepto Ciudad Creativa ha evolucionad rápidamente. Hoy se aborda desde una óptica más abarcadora e integradora. Una ciudad creativa es aquella que, además de desarrollar las actividades de las economías creativas, (arte, artesanía y antigüedades, diseño, cine, medios de comunicación y difusión; gestión del conocimiento; informática, etc.) da soluciones inge­niosas, innovadoras, a sus problemas fundamentales en los económico, social, ambiental y cultural; transforma en oportunidades ciertas carac­terísticas que pudieran entenderse como negativas; genera inclusión social, participación  y hace un uso razonable de los recursos naturales.

En este sentido, el Representante Residente a.i. del PNUD en Cuba, Claudio Tomasi, al dirigirse a los participantes en el evento, señaló que “(…) el PNUD está contribuyendo a generar soluciones a la problemática urbana a partir de abordajes intersectoriales, interinstitucionales y de multi gobernanza (nacional-provincial y municipal); promueve una vigorosa economía social y solidaria de sus actores, incorpora conocimientos científicos y apoya la generación de nuevos marcos normativos, así como la puesta en valor de la cultura y del capital social en las ciudades; para generar un desarrollo socialmente sostenible.”

Tomasi recordó, además, que la reciente experiencia en la recuperación de Santiago de Cuba, afectada fuertemente por el huracán Sandy, abre el desafío de generar procesos de resiliencia urbana donde la innovación y un enfoque de sostenibilidad integral de desarrollo son esenciales. “Estamos enfrascados en estos momentos en formular un proyecto de cara a este reto que requerirá de soluciones creativas, participación y transferencia y aplicación de nuevas tecnologías” -dijo. Un enfoque de esta naturaleza permitirá que las ciudades cubanas avancen en el siglo XXI hacia un mayor desarrollo humano, creativo, eficiente y sostenible.

El PNUD ha acordado con el Gobierno cubano y aprobado en su Junta Ejecutiva un nuevo Marco Programático para el período 2014-2018; en el cual se definen las prioridades estratégicas que estarán incidiendo en todos los proyectos y programas. El documento promueve el desarrollo económico sostenible y aborda los pilares económicos, sociales y ambientales. Pretende apoyar la gestión eficaz y eficiente de los gobiernos territoriales, y los procesos dinamizadores e innovadores de la economía. Estas acciones se realizarán sobre bases ambientalmente sostenibles, incorporando los efectos del Cambio Climático y la Gestión de Reducción de Desastre en los procesos de desarrollo económico y social. Por supuesto, siempre se tiene presente la equidad social y el empoderamiento de mujeres y jóvenes.